Salud y tecnología en tiempos de coronavirus

Coronavirus es un desafío global para los gobiernos, comunidades y empresas. El tiempo corre, hay muchos frentes que abordar y por lo tanto se requiere un foco: entender la enfermedad para actuar y salvar la mayor cantidad de vidas. El el momento de ponerse creativos y buscar soluciones innovadoras. Al momento de publicación de este artículo, el COVID-19 ha llegado a 168 países, con más de 360.000 contagiados y más de 16.000 fallecidos y tanto Chile (nuestro país), como muchos de la región, se encuentra en la fase 4 de una pandemia: cuando el virus se dispersa en la comunidad y se pierde la trazabilidad. Es el momento en que se debe restringir la movilidad en el País.

¿Pero cómo se aborda una crisis de esta magnitud en el contexto de la llamada “cuarta revolución industrial? Transformación Digital, Big Data, Inteligencia Artificial, Internet de las cosas, Realidad Aumentada, aplicaciones móviles y todo aquello de lo que se habla en los congresos internacionales y que los gobiernos incluyen en sus estrategias digitales, ¿Son solo modas o tendencias emergentes, o pueden ser la clave para superar esta crisis?.

Klaus Schwab, Fundador y Presidente Ejecutivo del Foro Económico Mundial dijo en Davos el 2016: “We must develop a comprehensive and globally shared view of how technology is affecting our lives and reshaping our economic, social, cultural, and human environments. There has never been a time of greater promise, or greater peril.”

Creemos que es un tiempo “de gran promesa” y que la tecnología jugará un rol crucial en la superación de esta pandemia. Justamente de eso trata este artículo. No hablaremos de temas médicos ni de epidemiología, de lo cual ya existen estupendas y clarificadoras publicaciones. Nos centraremos en cómo la tecnología ha reaccionado a esta crisis global, las medidas que han implementado los países con mejores resultados, el uso de tecnologías emergentes y tradicionales, estrategias de implementación y sugerencias prácticas para sacar el máximo provecho de la tecnología para gobiernos, empresas y organizaciones.

Lo escribimos pensando en los líderes políticos, empresariales y locales que deben tomar decisiones, emprendedores y expertos en tecnología que busquen inspiración para innovar y aportar al mundo y apasionados de la tecnología como nosotros, que creen que se puede construir un mundo mejor, un bit a la vez.

Evitando usar la tecnología como fetiche…

¿En qué deberíamos enfocar nuestros esfuerzos?

  • Disminuir la velocidad del contagio
  • Realizar Vigilancia epidemiológica (identificar casos y sospechas, síntomas asociados, potenciales contactos)
  • Disminuir el impacto de la enfermedad (mortalidad, tiempo de hospitalización y secuelas)
  • Aumentar la capacidad de testeo (poder diagnosticar el virus oportunamente)
  • Aumentar capacidad de diagnóstico de enfermedad pulmonar severa
  • Aumentar la capacidad del sistema para enfrentar la epidemia (aumentar camas, mejorar eficiencia de tratamiento, gestión de recursos)
  • Mejorar la calidad de información que se distribuye a través de redes sociales
  • Lo más importante: Encontrar una cura

¿Qué hemos observado de los países que han contenido la enfermedad?’

  1. El uso estratégico de la tecnología: en exámenes de testeo, control y seguimiento de personas expuestas, control de puntos de entrada y salida del país, comunicación, coordinación de servicios, predicción epidemiológica, disminución de contacto humano.
  2. Aplicación de protocolos de emergencia: Cancelación de eventos masivos, sanitización de transporte público, existencia canales de comunicación oficiales, cierre de aeropuertos, terminales, escuelas, cuarentena preventiva en hogares, seguimiento de personas expuestas y clusters, coordinación entre servicios públicos y privados, seguimiento de casos con síntomas pulmonares similares.
  3. El uso efectivo de comunicaciones y campañas de concientización: en hábitos de prevención, en higiene personal, qué hacer en caso de presentar los síntomas, cómo realizar la cuarentena, cómo circular, evitar la desinformación.
  4. Uso intensivo de datos: de fuentes públicas, gubernamentales y privadas para análisis, monitoreo, seguimiento y predicción.

¿Dónde estamos hoy en Chile?

  1. Estado de excepción constitucional por catástrofe
  2. Control de entrada al país vía declaración jurada con entrega de contacto y síntomas
  3. Cuarentena obligatoria de 14 días autofiscalizada en caso de exposición directa a persona diagnosticada o provenir de una zona de riesgo.
  4. Examen pago de coronavirus en establecimientos de salud públicos y privados en urgencia, se realiza según protocolo. (Realizado por ISP-PCR 24 horas, secuenciamiento 48 a 72 horas)
  5. Vigilancia Universal de paciente con IRAG sin identificación de causa. (Infección Respiratoria Aguda Grave)
  6. Investigación epidemiológica y manejo de contactos
  7. Canales habilitados: A Salud Responde: 600 360 77 77, o visitando el sitio web www.saludresponde.cl
  8. Al miercoles 18 de Marzo, cierre de terminales aéreos, terrestres y marítimos para ingreso de extranjeros,
  9. Cierre de establecimientos educacionales.
  10. Cierre indefinido del comercio como cines, teatros, restaurantes, gimnasios y otros que congreguen público
  11. Toque de queda a nivel nacional entre las 22 y las 05 hrs

¿Cómo la tecnología podría ayudar?

Consideremos las variables más críticas en el control de la enfermedad:

  • Capacidad de atención de urgencias
  • Profesionales de salud
  • Capacidad de camas hospitalarias
  • Capacidad de respiradores artificiales
  • Tiempo y capacidad de contagio de persona no diagnostica y asintomática.
  • Tiempo y capacidad de testeo de la enfermedad.
  • Gestión de la cuarentena
  • Comunicación y educación
  • Investigación de potenciales tratamientos
  • Abastecimiento de insumos sanitarios y de primera necesidad

La tecnología puede, como lo ha hecho ante otro tipo de crisis alrededor del mundo, compensar deficiencias estructurales de personal, recursos e infraestructura, permitiendo gestionar de manera más segura a las personas expuestas y sus comunidades. Analizando las experiencias de países que se han destacado en el manejo de la crisis, como China, Corea del sur, Taiwán y Singapur, creemos que donde más impacto se ejerce es en: monitoreo de personas, análisis de datos y vigilancia a tiempo real, control de tránsito, prevención, contención, comunicación y tratamiento.

Buenas prácticas a nivel de gobierno y empresas

A continuación presentamos una tabla resumen de algunas buenas prácticas a nivel de gobierno y empresas para diferentes etapas del ciclo de la enfermedad. Más adelante profundizaremos en varias de estas prácticas, como se están ejecutando y sugerencias de implementación.

¿Cómo podrían beneficiarse los gobiernos de las herramientas digitales para superar esta crisis?

En virtud de lo anterior, siguiendo las mejores prácticas, sería de suma importancia implementar algunas plataformas tecnológicas que permitieran administrar el ciclo de vida de la enfermedad. Algunas ideas basadas en la experiencia internacional:

Sistema unificado de registro de personas y casos de Covid-19: Una plataforma unificada que mantenga registro del sector público y privado con los casos, que mantenga el historial alimentado por la app ciudadana y que permita la integración con fuentes de datos para la prevención y predicción.

Aplicación ciudadana Covid19: Aplicación móvil para android e iphone donde las personas puedan registrar sus síntomas, responder preguntas de evaluación, recibir recomendación de cuarentena o de exámen en caso de que sus síntomas sean claros, entregarle información de lugares de riesgo basado en su localización, monitorear el avance de los síntomas, registrar su historial de movimiento, agendar hora médica y la generación de un perímetro de seguridad para caso de cuarentena. Este acercamiento fue implementado en China, Corea del sur y Taiwan, donde en este último se activó un “cerco electrónico” para evitar que las personas en cuarentena salgan de sus casas. En esta misma aplicación se pueden gestionar salvoconductos para ir a comprar o desplazarse, las que generan un código QR que puede ser verificado por un oficial.

Plataforma nacional de datos y monitoreo epidemiológico: Que registre los casos del sistema unificado, geolocalice los casos, su potencial trayectoria, permita evaluar los recursos disponibles que han sido declarados por los centros de salud y libere datos para los modelos predictivos del COV19. Aprovechando la información que el Estado tiene de: Dirección del trabajo, Registro Social de hogares, Entradas y salidas de Chile, Salud, alumnos de establecimientos educacionales y otros, se podrían detectar patrones de riesgo de acuerdo a los grupos de personas en relación a casos diagnosticados. Actualmente ya se han liberado varios modelos matemáticos de código abierto para predicción de contagio y para gestión de camas y atención hospitalaria que pueden utilizarse (que señalaremos más adelante). Adicionalmente, al igual que varios países se debe integrar análisis big data de redes sociales, noticias y foros para revisar tendencias, potenciales brotes, aglomeraciones y otros. Como veremos más adelante, el uso de estas técnicas permitió que empresas dedicadas al rubro de análisis de información predijeran incluso con algunos días de anticipación la situación en Wuhan.

Plataformas de registro cívico: En Taiwan el gobierno implementó una plataforma y una API donde las empresas privadas podían poner en tiempo real la disponibilidad de máscaras, lo que vinculado a la racionalización del gobierno respecto de estas, facilitó la adquisición de las mismas, disminuyó los atochamientos y el mercado negro. Una plataforma de información ciudadana donde se puedan poner puntos de venta de alcohol gel, máscaras, guantes y otros, así como la posibilidad de denunciar mercado negro, sobreprecios y abusos podría implementarse con facilidad. Para esto se pueden utilizar plataformas de código abierto como Ushahidi FixMyStreet. El primero está ofreciendo su plan en la nube gratis por 90 días o se puede instalar el código sin costo. Algunos ejemplos como Italia para abastecimiento https://anpas.ushahidi.io/views/map o España para servicios personales https://es.mapa.frenalacurva.net/views/map .

Concurso de aplicaciones para apoyar la crisis: Dado que los tiempos de desarrollo de software tradicionales suelen ser muy largos, y requieren de trámites administrativos como licitaciones y compras, una opción que ha dado resultado (en contextos acotados y bien orientados) es la de realizar hackathones cívicas como Code for America hace algunos años y que se ha extendido en todo el mundo sobre todo en torno al movimiento de datos abiertos. Si bien estas iniciativas algunas veces no dejan resultados completamente tangibles, en momentos de crisis, donde las necesidades son mucho más focalizadas puede tener un resultado importante como ocurrió en Taiwan con el desarrollo de la plataforma para disponibilidad de máscaras, y la plataforma para seguimiento de pasajeros del crucero en cuarentena, entre otras. El gobierno federal de Alemania ya desarrolló una hackathon llamada #WirvsVirus que tuvo más de 40 mil inscritos , con desafíos específicos como: información sobre stock de supermercados, gestión de capacidad hospitalaria, distancia social, suministro de insumos y alimentos a ciudadanos, como dar soporte análogo a quienes no tienen Internet, como cubrir la salud mental, como distribuir la ayuda, como procesar y usar mejor los datos y distribución de fuerza de trabajo entre otros. y tuvo como resultado proyectos como una cooperativa de impresoras 3D para insumos médicos, bots de ayuda con reconocimiento de voz y juegos para competir por cumplir la cuarentena.

Por su parte, el gobierno de Estonia ha llamado a más de 1000 personas de 20 países diferentes para crear soluciones rápidas que ayuden a controlar la crisis. Accelerate Estonia entregó 5 mil USD a 5 ideas para la ejecución durante la crisis, con todo el apoyo del Ministerio de ICT, las cuales incluyen una app que conecta a personas en riesgo con voluntarios, un respirador artificial de bajo costo, una base nacional de voluntarios médicos y una aplicación b2b para intercambio de fuerza de trabajo

Plataforma de Videoconferencia para centros médicos: Hacer una alianza con compañías de plataformas de videoconferencia como Zoom o Cisco, quienes ya han implementado soluciones a nivel nacional para países como Italia, China y España a cero o muy bajo costo. Otra opción es habilitar una plataforma online de atención utilizando videoconferencia que permita integrar médicos localizados en diferentes partes como lo hizo #MedicosFrenteAlCovid https://medicosfrentealcovid.org/

Plataforma de gestión de horas: Tener una plataforma centralizada para gestionar horas de exámenes de modo de evitar largas filas y aglomeraciones para la toma de los mismos, así como la optimización de recursos públicos y privados.

Plataforma seguimiento automático telefónico: Plataforma basada en análisis de voz inteligente para hacer seguimiento de casos diagnosticados. La plataforma llama todos los días a los pacientes diagnosticados y registrados para preguntar la evolución. Si el paciente requiere más ayuda se deriva a una operadora humana de salud responde. Esto puede ahorrar muchas llamadas salientes del call center y hacer más eficiente al personal especializado.

Inteligencia Artificial para evaluación de radiografías y evaluación previa de COV19: Tal como se está realizando en China, utilizar software de reconocimiento de imágenes para detectar signos visuales de neumonía asociadas a covid-19 en scans de pulmones, lo que facilita a personal médico sobrepasado hacer un screening de pacientes y priorizar a aquellos que más posibilidades tienen de Covid-19 para más exámenes

Tráfico liberado para aplicaciones de gobierno y salud: Se debe llegar a un acuerdo con las compañías de telecomunicaciones para que exista tráfico liberado a cualquier sitio o aplicación de gobierno, así como aplicaciones que sirvan a la comunicación como la mensajería instantánea. Del mismo modo, acelerar sus mejoras.

¿Qué tecnologías avanzadas se están utilizando en el mundo para combatir el Covid19?

Robots y telemedicina hospitalaria

Evitando el contacto físico y traslados innecesarios.

La telemedicina dentro del hospital también puede ser una opción para aprovechar mejor al personal médico especializado y disminuir el contagio. Por ejemplo en el Centro Médico regional Providence, en Everett Washington, se utiliza un robot para chequear los signos vitales de pacientes contagiados, provisto de una cámara, micrófono y parlantes, que les permite tener comunicación con el paciente, mientras el especialista se encuentra en otro lugar.

Monitoreo de signos vitales:

Adicionalmente se podrían integrar accesorios para monitoreo de vitales como medidores de presión sanguínea (QuardioArm, Whithings), termómetro inteligente (Ej kinsa smartmeter), Oxímetro para dedo (iHealth) o smartbands económicas como la de huawei, xiaomi o fitbit para medición de pulso.

Desinfección de espacios:

En la misma línea de artefactos robotizados, en China se están utilizando robots para la desinfección de habitaciones basados en luz ultravioleta, que pueden eliminar en 10 minutos el 99.99% de bacterias de una habitación, incluyendo el coronavirus y evitando que personal humano deba realizar las tareas de desinfección.

Drones y vigilancia

En lo referente a vigilancia, los drones pueden ser una alternativa innovadora al monitoreo de medidas de restricción, así como al monitoreo de espacios públicos. De este modo, por ejemplo en China, se están utilizando drones para monitorear el uso de mascarillas. Del mismo modo, los drones están siendo utilizados con cámaras termales para detectar personas con fiebre e incluso para dispersar desinfectante.

Es importante notar que este tipo de tecnologías pueden cruzar la línea de la privacidad de las personas y los límites de la vigilancia estatal, lo que nos lleva a la importancia de incluir en la discusión de políticas de transformación digital del aparato público y privacidad de datos, temas como la salud pública y como balancear la protección de los derechos de las personas, con las ventajas que el uso de datos personales puede tener en la prevención y disminución del alcance de una pandemia en la sociedad.

AI para analizar big data publica

Si bien el 9 de enero la organización mundial de la salud aviso sobre un outbreak de tipo “gripe” en Wuhan, el 31 de diciembre, la compañía de monitoreo de salud canadiense “bluedot” había avisado a sus usuarios que no visitaran ese sector por ser peligroso, basado en el análisis mediante lenguaje natural y otras técnicas de machine learning de reportes de noticias extranjeras en 65 idiomas, redes de enfermedades de plantas y animales y proclamaciones oficiales. Estas tecnologías, sumadas al análisis humano de diverso especialistas, permiten a Bluedot entregar servicios de alertas de enfermedades infecciosas e incluso un GIS con vigilancia epidemiológica en tiempo real geolocalizado y con análisis de rutas aéreas. Este tipo de información, al poder ser adquirida por suscripción, suponen un ahorro importante para organizaciones y gobiernos que pueden utilizarlo como servicio, en vez de desarrollar sus propios sistemas de vigilancia, que requieren de gran cantidad de recursos y tiempo de desarrollo que sería imposible en los tiempos de esta crisis.

Este acercamiento de análisis de información pública también está siendo utilizado por la Harvard Medical School donde un equipo liderado por John Brownstein están monitoreando diversas redes de social media para encontrar patrones de alerta de contagio, también usando tecnología de análisis de lenguaje natural.

Desde el área de visualización de datos, el centro de ciencia e ingeniería de sistemas de John Hopkins desarrolló un sistema de visualización pública de datos mundiales sobre COVID19 para escritorio y móviles, con los datasets descargables para análisis y la empresa de indicadores mundiales worldometer también desarrolló un espacio de visualización de datos por país, tendencias y actualizaciones.

De este modo, hoy cualquier persona, empresa, organización o gobierno pueden tener rápido acceso a información pública estructurada. Finalmente la fundación Our World in Data, que se especializa en la investigación y análisis de datos relacionados a grandes problemas del mundo, implementó una sección dedicada a Covid19 con diversos análisis de la información de la Organización Mundial de la Salud y otras fuentes, con una gran cantidad de estadísticas útiles

Simulación y predicción

La comunidad científica también ha puesto a disposición una serie de herramientas para la predicción y simulación del contagio, así como del impacto en el sistema hospitalario.

La mayoría se disponibiliza como código abierto para que pueda ser mejorado. Algunos ejemplos:

Utilizando datos privados anonimizados

Un grupo de investigadores Chinos utilizaron datos anonimizados de la aplicación WeChat , reportes de caso e intervenciones públicas para modelar el contagio, llegando a la conclusión de que el shutdown de Wuhan bajó la dispersión a otras ciudades en casi 3 días, permitiendo una toma de medidas anticipadas que redujo la infección, probando la efectividad de medidas como suspender el transporte público intraciudades, cerrar centros de entretenimiento y prohibir encuentros públicos.

Otro grupo de investigadores liderados por Andy Tatem de la Universidad de Southampton UK, analizaron información histórica de movimiento anonimizada de los servicios de localización de Baidu e información internacional de viajes aéreos para explorar patrones de movilidad de viajeros de Wuhan a otras ciudades en China e informar el riesgo de dispersión del Covid-19 dentro y fuera del país durante la migración del nuevo año lunar y meses posteriores.

En este contexto, es importante la colaboración público privada para la recolección de datos y la integración para análisis de contagio. Algunas ideas basadas en información del sector público podrían incluir la integración de:

  • Datos de vuelos, entradas y salidas del país
  • Datos de la Ficha de protección social o encuesta social de hogares, que permitirían tener información de proximidad social y geolocalización
  • Datos del Servicio de Impuestos Internos, Dirección de trabajo o AFP para afiliación a empresas de trabajadores para mayor información de proximidad social y geolocalización
  • Información de teleoperadores para movimiento
  • Información de filiación de Registro civil
  • Información de alumnos por colegio del ministerio de educación

Estas integraciones de información requerirían de una entidad centralizadora que garantice la seguridad de la información, así como la anonimización de la misma a la vez que sea integrada, algo que en Chile, eventualmente podría ser realizado por el Ministerio de Desarrollo Social. De este modo, se podría rápidamente poner atención en clusters de personas vinculadas a llegadas de países de riesgo, determinando proximidad social familiar, laboral y educacional. En Taiwan se integró información del seguro nacional de salud con datos de inmigración y aduanas, lo que ha permitido que personal médico identifique en tiempo real a pacientes sospechosos, después de examinar sus historiales de viaje.

El uso de cloud computing para machine learning hoy permite además contar con una alta capacidad de cómputo temporal, sin requerimientos de inversión, utilizando granjas de servidores no solo con CPUs, sino que GPUs (Graphic Processor Units) de proveedores como Amazon, Google, Alibaba, Microsoft, Oracle, IBM y Exoscale, entre otros.

Finalmente, organizaciones y gobierno pueden aprovechar algunas de las llamadas herramientas de “social media analytics”, normalmente orientadas a análisis de presencia de marca, análisis de sentimientos y competencia, pero programadas para palabras clave relacionadas con el contagio, generando un sistema básico, pero que puede entregar información valiosa en tiempo real. algunos ejemplos de herramientas (algunas de muy bajo costo) incluyen: SocialSprout, Hootsuite, Critical mention, BrandWatch, netbase, socialbakers y brand24, entre otras.

AI más allá de big data

En el hospital de Zhongnan de la universidad de Wuhan, el profesor Haibo Xu y su equipo, han estado utilizando software de reconocimiento de imágenes para detectar signos visuales de neumonía asociadas a covid-19 en scans de pulmones, lo que facilita a personal médico sobrepasado hacer un screening de pacientes y priorizar a aquellos que más posibilidades tienen de Covid-19 para más exámenes. Este software desarrollado por la startup Infervision, ya esta siendo utilizando en más de 30 hospitales y ha sido usado para revisar más de 30 mil casos.

Otro uso del reconocimiento de imágenes es el reconocimiento facial. Una de las aplicaciones principales para la gestión de política pública es la que diversas empresas están desarrollando para detectar si una persona está utilizando o no una máscara. Baidu, por ejemplo hace poco liberó el código de su algoritmo de reconocimiento de “personas sin máscara” que tiene un 96.5% de precisión. Por otra parte, empresas como Panasonic, ha desarrollado una tecnología que permitiría hacer reconocimiento facial de personas aunque estén utilizando máscaras.

Empresas como SenseTime y Sunell están integrando reconocimiento facial con imágenes térmicas. Baidu desarrolló un algoritmo para detección de fiebre que da la capacidad a sus sensores de detectar fiebre en lugares con mucha gente. Esto último es especialmente relevante ya que en Tailandia se está implementando un sistema de control de borde con cámaras de detección de fiebre.

Esto tiene una ventaja interesante respecto de la identificación biométrica tradicional con huella digital, ya que además de la posibilidad de detectar un síntoma como la fiebre, evita que las personas toquen un dispositivo que puede infectarse como un detector de huella. Algunas empresas de realidad aumentada como ThirdEye y Vuzix, están integrando este tipo de detectores en dispositivos “weareables” Existe incluso un manual abierto para construir una máscara con un detector de temperatura para fabricación casera, con elementos que se pueden conseguir por internet.

Tecnología para buscar una cura

Buscar la cura es claramente el santo grial en esta lucha. Para eso, la Inteligencia Artificial está entregando herramientas de apoyo que podrían revolucionar la manera de luchar contra nuevas enfermedades. Uno de los problemas del Covid19 es que pertenece a una familia de coronavirus envueltos, que contienen estructuras de ARN de una sola cadena, con una capacidad rápida de mutación que dificulta su análisis y la síntesis de una vacuna. Para facilitar este análisis Baidu, en conjunto con las universidades de Oregon State y Rochester, ha hecho público el algoritmo Linearfold que permite disminuir el tiempo de predicción de una segunda estructura de secuencia ARN de 55 minutos a 27 segundos, es decir 120 veces más rápido.

En la Universidad de Tennessee, los investigadores Micholas Smith y Jeremy Smith están utilizando el supercomputador actual más poderoso (Summit de IBM) para investigar una base de datos de más de 8000 compuestos conocidos de drogas para realizar simulaciones de efectividad de potenciales tratamientos, algo que de manera tradicional podría haber tomado años y que se puede realizar en días gracias a las nuevas capacidades de cómputo y machine learning.

Tecnología para diagnóstico

La agencia de ciencia y tecnología para la seguridad nacional de Singapur (HTX), es un equipo multidisciplinario que se dedica a la investigación y desarrollo de tecnologías para la seguridad nacional. En conjunto con los laboratorios Veredus y con una autorización provisional de la autoridad de ciencias sanitarias, lanzaron un kit de diagnóstico rápido de coronavirus basado en frotis nasal y de garganta, que puede entregar resultados en 3 horas con un 99% de fiabilidad. Los frotis se realizan en checkpoints definidos por la autoridad, en particular en la entrada de viajeros con síntomas o sospecha de síntomas, para luego ser enviados rápidamente al laboratorio donde se pueden procesar 200 muestras diarias. De este modo, el procedimiento complementa a la medición de temperatura que se está realizando actualmente en los aeropuertos, para ahora agregar el test de saliva a quienes tienen temperatura y en el caso de dar positivo Covid-19, se les va a buscar en una ambulancia especial para el tratamiento.

Apps para la epidemia

El Ministerio del interior de corea del sur, lanzó una aplicación para android e ios llamada “protección de seguridad autocuarentena”, donde cada persona que tiene síntomas o que ha estado en contacto con alguien diagnosticado, registra sus datos y pide hora para la realización del test de coronavirus, evitando de este modo miles de llamadas diarias. La persona registra su domicilio, sexo, edad y correo. Una vez que pide la examinación, se le cita a un lugar despejado donde sin necesidad de bajarse del auto una persona del servicio sanitario (con las medidas preventivas necesarias), le realiza un raspado nasal, lo que ha permitido realizar hasta 15 mil pruebas diarias.

A las 24 horas, la persona recibe en su móvil los resultados del test. Si es positivo se le exige una cuarentena obligatoria en su domicilio de 15 días. Dado que la app tiene localización, permite a la autoridad saber si existe violación de cuarentena. Diariamente se le envía al usuario sobre los casos que han dado positivo en su área y un código de riesgo amarillo, rojo o verde en su zona. Además, se le asigna un oficial de gobierno que le preguntará por el estado de sus síntomas

Si la persona debe salir de la cuarentena por alguna razón, debe solicitar una autorización / salvoconducto con código QR para que la policía pueda verificar que ha sido autorizado. Sin esta autorización se cursa una multa. Los dato agregados de todos los que usaron la app, permiten tener información muy rica sobre el comportamiento del virus por zona, de modo de prevenir de mejor manera y retrasar la propagación para evitar el colapso de los servicios médicos.

Singapur también ha lanzado una serie de aplicaciones entre las que se destacan un chatbot para empresas que necesiten informarse de detalles de la pandemia, así como una app que facilita la trazabilidad de potenciales contagiados de Covid19. Utilizando bluetooth, va generando una red anonimizada que se activa cuando hay un caso diagnosticado y permite tomar acciones preventivas con quienes estuvo en contacto.

El gobierno de China, en colaboración con la empresa de pagos subsidiaria de Alibaba, Ant Financial, desarrolló el “código de salud alipay”, donde los ciudadanos deben ingresar usando la app de pago “alipay” (la más popular) y esta les genera un código verde, amarillo o rojo. Estos códigos son revisados por oficiales en la vía publico, donde ademas hay indicaciones que explican los colores: Verde, viaje libre; Rojo o amarillo, reportar inmediatamente. De acuerdo a lo reglamentado, amarillo y rojo equivalen a cuarentenas de 7 y 15 días respectivamente.

El mecanismo con el cual se determina el riesgo, es algo que no está completamente claro y se asume que utiliza información de big data de Alibaba y el gobierno. De acuerdo a información oficial, se puede dar un código amarillo o rojo a alguien que haya tenido contacto con una persona infectada, haya visitado una zona caliente del virus o haya informado de que tiene síntomas en el formulario de inscripción. Esto sugiere que el sistema se basa en la información sobre los casos de coronavirus y en los datos que posee el gobierno sobre las reservas de avión, tren y autobús.

En cualquier caso el proceso de registro hace una serie de preguntas como condiciones actuales de salud, si ha viajado a áreas de riesgo o si ha tenido contacto con personas sintomáticas. Este mecanismo ha generado algunas controversias dado que no hay claridad del uso de la información de seguimiento a las personas, a veces los colores cambian de forma impredecible y al parecer el scoring depende del comportamiento como los viajes y lugares visitados, lo que hace que las personas se sientan inseguras respecto de hacer ciertas actividades.

Ciberseguridad y apps para Covid-19

Del mismo modo que la tecnología avanza para apoyar la contención del Covid19, también se genera un espacio para que los hackers busquen una manera de sacar ventaja. Dado que hoy existen una serie de dashboards con indicadores en tiempo real de contagio, casos mortales, y diferentes estadísticas como los desarrollados por la organización mundial de la salud, la universidad john hopkins, worldometer y Our World in Data (como las más conocidas), se ha reportado que algunos hackers, están aprovechando esta “sed de datos” que las personas y organizaciones tienen.

De este modo, envían links a réplicas de estas fuentes de datos, mediante phishing, para sustraer información sensible de los usuarios. Sugieren descargar aplicaciones para llevar seguimiento del virus, que en realidad son aplicaciones maliciosas que pueden robar contraseñas, criptomonedas y generar backdoors para atacar a otros computadoras. De este modo, es extremadamente importante verificar la URL de los sitios de estadísticas, asegurarse que son de confianza y no bajar ningún tipo de aplicaciones, pues los sitios confiables son todas aplicaciones web que no requieren de descarga.

Tecnología para un mundo mejor, un asunto de personas

Como pudimos ver, la tecnología juega un rol crucial en el control de esta pandemia y va desde lo más tradicional, como un sistema de información, hasta inteligencia artificial para encontrar una nueva cura. Algunas de estas soluciones son simples y económicas de implementar y otras requieren de más complejidad, sin embargo las opciones están disponibles y ahora es cosa de que líderes políticos, empresariales y locales, emprendedores, expertos, sociedad civil y amantes de la tecnología puedan tomarlas como piezas de lego para integrarlas en una estrategia global, con acciones concretas y coordinadas.

Una reflexión importante que debemos hacer tiene que ver con el rol de los gobiernos en relación a la protección de los datos y la vida privada, ya que toda tecnología que sirva para monitoreo y vigilancia de una pandemia, puede ser enormemente beneficiosa para ello, pero puede correr los límites de lo aceptable en privacidad y libertades personales. Todos estos elementos deben estar integrados en la política pública, sobre todo ad portas del desarrollo de una política de Inteligencia Artificial y ante la falta de un buen marco regulatorio de datos personales.

Pero como creemos que la tecnología debe ser para todos… una última cosa

Anexo: Tecnología de apoyo a la cuarentena

No importando cuan avanzada sea la tecnología, es el uso que le damos, el cómo interactuamos con ella como sociedad, la forma en que nos comportamos y colaboramos, lo que hace que esta sea realmente útil. Es por eso que quisimos también referirnos a la tecnología del día a día, que no son supercomputadores, ni robots avanzados, sino que nuestros computadores, dispositivos móviles, las aplicaciones con que interactuamos y las acciones que podemos hacer para colaborar desde nuestra individualidad a nivel personal y laboral.

Uno de los aspectos claves para mantener una cuarentena exitosa de la comunidad es la gestión de acciones domésticas que evitan o bien limiten la salida innecesaria del hogar

Algunos aspectos críticos a considerar:

  • Es necesario mantener informada a la comunidad en relación a protocolos que se toman en espacios comunes.
  • Hay que tomar en cuenta necesidades de alimentación, medicamentos, higiene personal y servicios básicos (agua, gas, electricidad, calefacción)
  • Asimismo la asistencia de personas de tercera edad, personas en situación de discapacidad y sus cuidadores, que probablemente hayan tenido dificultades para realizar las acciones de preparación previa cuarentena.
  • Ya que las medidas de aseo al ingreso o salida, deben ser exhaustivas se recomienda que una persona sea la responsable de salir y entrar a la casa en caso de tener la necesidad de salir.
  • Racionalizar salidas para compra de medicamentos, alimentos, abarrotes, pago de cuentas

¿Cómo aplicamos la tecnología para la gestión segura del hogar?:

  • Canales digitales: Es necesario establecer en un solo canal a la comunidad, los chinos utilizaron WeChat, en Chile lo lógico sería Whatsapp. El canal debiera atender a extender los protocolos de entrada y salida, limpieza, uso de espacios y recursos comunitarios en caso de necesitarlos y alertar casos de Coronavirus en la zona.
  • Digitalizar las compras: para evitar las salidas, comprar por tiendas en línea o aplicaciones con despacho, preferir productos con empaques, para manipular con cuidado y desechar con seguridad. Preferir medios de pago digital y tarjeta sin contacto.
  • Uso de videoconferencia: para asistir a miembros de la familia o comunidad que tengan mayor dificultad con la tecnología o problemas de visión. Zoom, Whereby, Hangouts, Facebook Messenger, son opciones gratis.
  • Utilizar sólo fuentes oficiales de información y no memes o fotos enviadas por WhatsApp, colaborar en mantener información real.

Sugerencias para gestionar la cuarentena:

  • Ante la saturación de información: Definir un horario para informarse y evitar seguir rumores
  • Gestionar tareas del hogar como si fueses un proyecto del trabajo, ocupando google calendar, trello para gestionar las tareas.
  • Aprovechar el tiempo y seleccionar cursos gratuitos online: coursera, edx, udemy, youtube
  • Utilizar alarmas y herramientas de planificación como calendarios en el teléfono o computador para definir rutinas para teletrabajo y otras actividades para evitar desorganización
  • Si se va a pedir abarrotes en línea, pedir lo necesario y no cantidades exageradas, para facilitar la disponibilidad de reparto para el resto de las personas y aceptar que habrá demoras en la entrega.
  • Si un miembro de la familia está muy angustiado ver la posibilidad de asistencia psicológica online, es efectiva y existe oferta en el país.

Teletrabajo: Guía de supervivencia para empresarios y trabajadores

Una de las medidas más importantes a la hora de evitar la proximidad social es el teletrabajo. Si bien es uno de los temas más comentados y parece el más obvio, muchas veces no hay claridad de cómo implementarlo, e incluso con las herramientas actuales, que facilitan enormemente esta modalidad, existen resistencias a su uso. Es por eso que vamos a profundizar sobre algunas mejores prácticas y herramientas para implementarlo exitosamente.

En primer lugar es importante decir que cualquier actividad que no requiera del uso de maquinaria o una línea productiva en general es susceptible de realizar mediante teletrabajo. Desde tareas administrativas, creativas, colaborativas, de atención de público e incluso ventas. Por supuesto algunas actividades de este tipo como las ventas o la atención de público van a depender de los recursos tecnológicos que el cliente o usuario del servicio tenga (su grado de “digitalización”), sin embargo dada la importante penetración tecnológica en Chile, podemos esperar que un porcentaje alto de actividades de interacción con clientes u otras empresas, se puede realizar en formato digital.

Algunas consideraciones para gerentes ansiosos

El teletrabajo puede parecer amenazante por la supuesta pérdida de control que representa. El hecho de no tener a los colaboradores en un mismo lugar en un determinado horario genera ansiedad respecto de la productividad y los resultados. Pero eso no es un problema del teletrabajo, es un problema de confianza, y también de metodología. Si evaluamos a las personas por el tiempo que pasan en la oficina, o desconfiamos de que fuera de la oficina vayan a realizar realmente su trabajo, entonces probablemente estemos midiendo los indicadores equivocados o estemos contratando a la gente incorrecta. El teletrabajo, mas que una amenaza, puede ser una gran oportunidad.

En el 2013 Jason Fried y David Heinemeier escribieron el libro “Remote: Office not needed”. Como fundadores de la startup basecamp, crearon una organización basada en el teletrabajo y compartieron toda su experiencia en el libro. A continuación algunos de los principales insights que servirán para la implementación de su propia práctica de teletrabajo:

  • Las interrupciones en el trabajo son un atentado a la productividad y la creatividad. La idea de que las personas están siempre disponibles para todos los compañeros de trabajo, lleva a constantes interrupciones que merman la capacidad cognitiva de atención. Por cada distracción, el tiempo de “setup” es de al menos 15 minutos. Si bien haciendo teletrabajo, también se puede estar sometido a interrupciones, estas pueden ser más controlables. En cualquier caso, si se requiere inmediatez en la comunicación, para eso está la mensajería instantánea
  • Los desplazamientos son una pérdida innecesaria y muy costosa. En una ciudad grande, con un tiempo de desplazamiento promedio de 45 minutos, si multiplicamos eso por dos (ida y vuelta), luego por 5 (los días de la semana) y luego por 4 (las semanas del mes), tenemos 30 horas mensuales y 360 horas anuales que no sólo no aportan ningún valor, sino que son altamente desgastantes y estresantes
  • La tecnología ya no es un problema. Como veremos más adelante, hay tecnología de bajo o nulo costo que se puede utilizar para muchas labores del día a día. Lo importante es conocerla y sacarle provecho.
  • No todos tienen el mismo ritmo productivo. Hay quienes producen mejor en la tarde, en la mañana o en la noche. Trabajar por objetivos, más que por horario, permite que las personas escojan el mejor momento para hacer su trabajo. Lo que lleva a mayores probabilidades de que este sea de mejor calidad.
  • Las reuniones no son necesariamente productivas. Un mito tradicional para evitar el teletrabajo es la imposibilidad de reunirse. En primer lugar gran parte de las reuniones pueden evitarse con buenos sistemas de comunicaciones. Muchas de las reuniones no tienen una agenda clara y terminan siendo un pozo sin fondo de tiempo y recursos. Con videoconferencia es posible tener reuniones de varias personas e incluso compartir pantalla, revisar archivos y colaborar en directo.
  • Como dijimos anteriormente, no es necesario que las personas estén en la oficina para saber si están trabajando. Si se trabaja en torno a objetivos y entregables, los cuales luego son evaluados, entonces podemos confiar en que las personas harán su trabajo, en caso contrario tenemos que repensar nuestra política de selección de personal
  • Es necesario implementar una política de seguridad, remota y puede ser tan segura como estar en la oficina. Los dispositivos de la empresa deben tener clave, estar encriptados y permitir su borrado remoto. Se deben utilizar redes privadas virtuales (VPN) para acceso a información sensible, utilizar autenticación de dos factores, no navegar por sitios inseguros y bloquear los dispositivos cuando no se usen

Consideraciones para el trabajador “desde casa”

Trabajar desde la casa puede parecer simple al principio, pero requiere de mucha constancia y orden para evitar caer en la tentación de distraerse. Por eso, aquí dejamos algunas recomendaciones:

  • Habilitar un espacio: Es muy importante habilitar un espacio específico para el trabajo. Tratar de que no sea un lugar que debe “desarmarse” como la mesa del comedor. En lo posible contar con un escritorio, una luz y el espacio adecuado para el computador y sus accesorios. Se recomienda una silla cómoda y a la vez ergonómica, ya que tampoco es buena idea algo extremadamente cómodo que no facilite el trabajo. Debe permitir estar en una posición adecuada.
  • Definir límites: Si hay niños o una pareja, definir un horario de trabajo, que incluya “recreos”, espacios de comida o de tareas de la casa bien delimitadas. Durante el espacio de trabajo, se pueden utilizar audífonos como una forma de aislamiento.
  • Prepararse para trabajar: Es importante levantarse temprano y realizar todas las actividades que se realizan antes de ir a trabajar como ducharse, vestirse de oficina, tomar desayuno. No se recomienda trabajar en ropa de dormir ya que no se genera una “actitud” de trabajo
  • Accesorios: Si se está utilizando una cámara de laptop de baja resolución, si es posible, puede ser conveniente adquirir una cámara externa USB de al menos 720p. Para el audio se recomiendan audífonos con micrófono ya que el micrófono del laptop puede generar mucho ruido ambiental y los audífonos ayudan a escuchar mejor si el micrófono de la otra persona no es de tan buena calidad.
  • Ordenar tareas: Definir bloques de trabajo, para revisar correos, para tener reuniones ,para hacer trabajo profundo o focalizado. En general es difícil tratar de hacer multitarea. Lo mas práctico es definir un calendario semanal con unos 3 o 4 bloques diarios asignados a diferentes tipos de trabajo
  • Perfeccionarse: Es la oportunidad de hacer cursos online para perfeccionarse y prepararse para los trabajos del futuro. Hay una amplia oferta gratuita o con pagos mínimos que entregan certificados que se integran al perfil de Linkedin.

Tipos de trabajo y herramientas que permiten uso remoto: Guía para gerentes de área y de TI

Gestión documental

Dentro de las actividades diarias de muchos trabajadores está el desarrollo, edición y revisión de diferentes tipos de archivos, ya sean de suites de ofimática, como de plataformas especializadas de dibujo, CAD, ingeniería u otros.

A pesar de todos los años de desarrollo del mercado de la gestión de documentos digitales colaborativa, desde los sistemas de gestión documental más complejos hasta las carpetas compartidas en la nube como box, dropbox, onedrive y google drive, aún existen algunas organizaciones que mantienen sistemas de archivos basados en la red local, con carpetas compartidas de windows o linux que sólo se puede acceder desde la empresa.

Este es el momento de migrar a un modelo descentralizado, que tiene múltiples ventajas:

  • Permite el trabajo remoto con archivos desde cualquier parte y dispositivo
  • Permite mantener historial de archivos y por lo tanto una recuperación ante desastres mucho más granular
  • Facilita los procesos de respaldo y recuperación
  • Permite tener un esquema de permisos ordenados y con un alto nivel de auditoría, dificultando la fuga de información y facilitando el trabajo forense

En el caso de soluciones tipo “suite” como G-Suite de Google y office365 de Microsoft, su modelo de licenciamiento integra adicionalmente otros servicios como el correo electrónico (evitando la administración local del mismo) , herramientas de ofimática como google docs (que funciona solamente online) o en el caso de office 365 la suite de office tanto online como las aplicaciones para dispositivos desktop o móviles, plataformas de colaboración, videoconferencia y chat, entre otras.

Tanto estas suites como otras soluciones basadas en nube solo para gestión de archivos, como dropbox y box tienen clientes para escritorio y móviles que permiten el trabajo sin conexión sobre los archivos, que luego se actualizan cuando hay conexión, por lo que no existe una limitación a estar siempre conectado. En el caso de haber conflictos de versiones, estas soluciones tienen diferentes formas de gestionarlo. Finalmente un punto importante es que las soluciones antes mencionadas tienen mecanismos para que los usuarios definan qué archivos van a tener descargados en el computador y cuáles no, de modo de evitar llenar los discos físicos con información que solo es necesaria en la nube.

Reuniones (uno a uno o de equipo)

Tanto a nivel interno, como con clientes y proveedores es necesario tener reuniones uno a uno, o en grupos. Para eso se pueden utilizar las herramientas de videoconferencia, que permiten no solo la comunicación por audio y video, sino que permiten compartir archivos, mostrar una presentación e incluso colaborar en documentos. Algunas de las herramientas más conocidas son:

  • Zoom: Tiene un plan gratuito donde se pueden realizar reuniones 1 a 1 ilimitadas y de hasta 100 personas por 40 minutos. Permite grabar las reuniones, compartir pantalla y hacer anotaciones colaborativas, entre otros
  • Cisco Webex: También tiene un plan gratuito para reuniones de hasta 100 personas e ilimitadas 1 a 1, con posibilidad de compartir pantalla y herramientas colaborativas
  • Meet de hangouts: Es la aplicación que viene incluida en la G-Suite de google. Si la organización posee esta suscripción, entonces tiene acceso inmediato a esta funcionalidad. Si no está activa, se debe solicitar su activación al administrador de sistema.
  • Teams o Skype for business: Para quienes tengan la suite office 365, está disponible Skype for business o MS Teams, para tener reuniones y colaborar online.

Capacitaciones

Cuando se requiere realizar capacitaciones a grupos, es solo necesario contar con una cámara web y una plataforma de videconferencia como las nombradas en la sección anterior. Si el público es mayor que 100 personas, debe ser una cuenta avanzada de zoom o webex, o usar las herramientas de Google / Microsoft que ya vienen listas para cualquier número de participantes.

Gestión de proyectos y tareas

Para la gestión de proyectos y tareas, se recomienda una herramienta web que permita organizar tareas de la manera más simple posible y que tenga integración con el resto de herramientas de colaboración como gestor de archivos y correo electrónico. Aquí existen muchas alternativas y dependen de manera importante de la metodología de gestión de proyectos de cada organización. algunos ejemplos incluyen: Trello, Jira, Clubhouse, Wrike, Asana, Pivotal tracker, Soho project / sprints, Hive

Atención de clientes

Para la atención de clientes es necesario buscar formas de recibir solicitudes y dar soporte / asistencia de la manera más efectiva posible. Para eso algunas categorías de herramientas incluyen:

  • Herramientas de tickets de soporte: herramientas para atender solicitudes que permiten realizar seguimiento, derivaciones, workflows, manejar SLAs y mantener bases de conocimiento. Algunos ejemplos incluyen: freshdesk, zendesk, ZohoDesk, LiveAgent
  • LiveChat: Plataformas de chat online, con agentes, registro de conversaciones, base de conocmiento, derivaciones y analiicas. Algunos ejemplos incluyen las herramientas de tickets nombradas anteriormente además de Olark, Chaport, liveChat, Freshchat y LivePerson, entre otrs.
  • Chatbot: Plataforma complementaria l chat humano, pero que puede facilitar la atención de un grupo de personas que requiere respuestas a preguntas muy frecuentes. Deben ser programables y con soporte de idioma, para reconocer palabras incluso con errores de tipeo. además es importante que tengan interfaces gráficas de diseño para facilitar su implementación. Algunos ejemplos incluyen: chatbot, landbot.io, mobilemonkey, leadformly, Botsify, Chatteron, Sequel.
  • Formularios: Para recibir solicitudes o realizar cuestionarios hay una serie de herramientas online que facilitan este proceso. Google forms es gratuita y permite registrar la información en una hoja de cálculo. Otras alternativas con mayor usabilidad incluyen: SurveyMonkey, TypeForm, SurveyGizmo, PaperForm, Jotform, Zoho forms

Comunicación instantánea

Para comunicación instantánea se recomienda no usar Whatsapp u otro sistema de mensajería que también sea utilizado en el día a día, de modo de separar las comunicaciones. Para eso existen herramientas que facilitan la comunicación, a la vez que se integran con el resto de herramientas colaborativas y permiten facilitar la búsqueda de conversaciones, la agrupación de las mismas en torno a proyectos o productos, así como vincular archivos. Algunas de las más recomendadas son Slack (que tiene una versión gratuita), Mattermost es un clon open source de slack que se puede instalar en las organizaciones, Microsoft Teams y Google chats, Flock y Chanty

Aplicaciones propias de la empresa

Finalmente están las aplicaciones propias de la empresa, que en muchos casos solo funcionan en la red local. Aquí es necesario que los departamentos de informática habiliten el acceso remoto a estas aplicaciones, o si son cliente / servidor, la habilitación de VPN (red privada virtual), para que el trabajador remoto pueda trabajar en su casa como si estuviera en la red local de la empresa.

Al momento de escritura de este artículo, la empresa Zoho, está ofreciendo de manera gratuita su suite completa de colaboración “Remotely” (con casi todas las herramientas mencionadas anteriormente) hasta el 1 de Julio. Incluye gestión de archivos, asistencia remota, videoconferencia, mensajería instantánea, gestión de proyectos (tradicional y ágil), ofimática colaborativa, entre otras.

Acerca de los autores:

Hanna Back Pyo es publicista, de la Universidad del Pacífico. Con más de 10 años de experiencia en marketing y métricas digitales, diseño de servicios, gestión de proyectos ágiles, políticas públicas digitales y diseño de servicios TI. Le apasiona optimizar cosas y pintar acuarelas. Emprendedora, hacker cívico, mentora de startups y ex coordinadora de diseño de servicios digitales del Gobierno de Chile, actualmente es la Cofounder y CEO de Authomata.io

Andrés Bustamante Valenzuela es psicólogo organizacional de la Universidad Católica, magíster en Ingeniería de Negocios y Tecnologías de Información de la Universidad de Chile y cuenta con diplomados en Diseño de Servicios (UC) y en Teatro Musical (Projazz). Con más de 20 años de experiencia en tecnología, procesos, políticas públicas y transformación digital. Le apasiona la Realidad Virtual y cantar. Emprendedor, artista amateur, ex Director de Gobierno Digital de Chile, nombrado en 2018 por Apolytical UK como una de las 100 personas mas influyentes del mundo en Gobierno Digital. Actualmente Cofounder y socio de Authomata.io

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest

Deja un comentario

Abrir chat
Authomata
Hola, ¿Necesitas ayuda?